Tri-seguidores de este blog

miércoles, 14 de septiembre de 2011

TRAS UN DOBLE EMPACHO, AHORA TOCA REPOSAR PARA EL POSTRE






Según los que saben de deporte más que yo (osea, prácticamente cualquiera que esté metido en este mundillo), la semana antes de una prueba importante como el Triatlon de Chiclana se debe de descansar e ir reduciendo progresivamente la duración e intensidad de los entrenamientos, para llegar preparados a la línea de salida y lo más fresco posible. Sin embargo en esta ocasión he sido poco obediente, ya que al haber estado esta última semana de vacaciones la he aprovechado para entrenar mucho y, cuando ha sido posible, en buena compañía.





Así que de "aperitivo" el lunes me metí entre pecho y espalda 42 Km. en bici por los carriles cercanos a Rota, más o menos por donde fue el sector ciclista del Olímpico Pirata de Los Merones. El martes unas "tapitas" de natación por la mañana, y de "merienda" corrí por la playa 12 Km. a las 7 de la tarde, con un calor bochornoso que me dejó bastante fundido (menos mal que las previsiones para el 17 son más o menos de temperaturas templadas), el miércoles los "entremeses" consistieron en una nueva "ración" de bicicleta junto a Dani y Alvaro desde Jerez/Gibalbin ida y vuelta (66 Km.), con el ineludible mollete de avituallamiento, el jueves un "desayuno" muy tempranero a las 8 de la mañana Con Diego, Dani y Alvaro  de 15 Km. toruñeros (como Antonio Morales, yo también echaré de menos los rodajes veraniegos por este maravilloso sitio), el viernes repetí las "tapitas" natatorias, y por si no había tenido bastante, el sábado tuve un "plato combinado" en el gimnasio OK Fit de Sanlúcar: unos pocos largos en la piscina, un rato de bici estática, otro corriendo en la cinta y para finalizar una sesión de abdominales. 





Otra máxima pre-competición importante es la carga de hidratos, y ésa sí que la cumplí a base de bien: entre el viernes y el sábado tuve tres cumpleaños y un santo (¡dos dobletes en dos días consecutivos!), así que me cargué de hidratos, lípidos, proteínas y todo lo que pillé por el camino. Y de beber también hubo hidratación con agua e isotónicas... y zumos, batidos, cervezas, copas largas y lo que se terciara. Yo creo que cuando llegué el domingo por la mañana a La Barrosa estuvieron dudando entre dejarme entrar en boxes o embarcarme y colocarme de boya, je, je.





Pues con esa preparación específica tan apropiada me planté el domingo con Pilar a buena hora con todos los tri-avíos correspondientes, con tiempo para colocarlos correctamente y saludar a los tri-amigos presentes: Oscar, Jonathan, Antonio Mariscal, Manu, Tomás, Dani, Alvaro... y a Emilio, a quien tuve la suerte de por fin poder conocer en persona y verlo en su salsa, después de todo lo que le ha tocado pasar. Ahora le toca disfrutar y olvidarse de los malos momentos, la temporada que viene ya será otra historia.



De la organización de la prueba no tengo nada que reprochar, salvo un detalle que se les escapó: haber guardado un minuto de silencio por el décimo aniversario del 11-S (algo que sí hicieron en otras pruebas deportivas ese día), o por el accidente de aviación del equipo de hockey sobre hielo. Así que antes de comenzar la crónica propiamente dicha, ya que ellos no lo hicieron guardaré yo al menos ese minuto a título particular.







  ...  1  ...  2  ...  3  ...  4  ...  5  ...  6  ...  7  ...  8  ...  9  ...  10  ...  11  ...
  12  ...  13  ...  14  ...  15  ...  16  ...  17  ...  18  ...  19  ...  20  ...  21  ...  22  ...  23  ...  24  ...  25  ...  26  ...  27  ...  28  ...  29  …  30  ...  31  ...  32  ...  33  ...  34  ...  35  ...  36  ...  37  ...  38  ...  39  …  40  ...  41  ...  42  ...  43  ...  44  ...  45  ...  46  ...  47  ...  48  ...  49  …  50  ...  51  ...  52  ...  53  ...  54  ...  55  ...  56  ...  57  ...  58  ...  59  …  60





Nos echamos todos a nadar en una salida más limpia de lo que me esperaba, pasé la primera boya sin recibir demasiados "tri-saludos efusivos". De camino a la segunda boya, por tradición e inercia, la mayoría de los que vamos nadando juntos seguimos las boyas amarillas paralelas a la costa, cuando la segunda boya de giro estaba más cerca de la costa. A mitad de camino alguno de los que iba en cabeza se da cuenta y corrije el rumbo, los demás le seguimos como patitos obedientes. Así que de propina nos llevamos un buen puñado de metros nadados de más (¿50?, ¿100?...). Espero que me sirva de escarmiento para tener más "personalidad" y no dejarme llevar por "la gente", pero rodeado entre tanto gorro blanco moviendo los brazos y salpicando es difícil poder mirar y orientarse. Salgo del agua en 17 minutos y medio, ¡tanto entrenar para perder luego tiempo de una manera tan tonta!




video





Veo a Manu un poco por delante mía, me sirve de referencia para saber que no lo he hecho mal del todo. Hago lo más rápido que puedo el camino hasta boxes, echo de menos los barreños para quitarme la arena de los pies, me tengo que conformar con frotar las plantas en las tarimas de madera. Al ir esta vez (espero que sea la última) sin trimono pierdo un poco más de tiempo al tener que ponerme la camiseta, con mis botines los calcetines son también necesarios, y sigo sin entrenar lo de las gomas, así que salgo claqueteando con las calas y me monto con mi estilo patatero tras cruzar la línea azul. Mi tortugo-T1 es de casi cuatro minutos, verdaderamente penosa. Empiezo a pedalear a mi ritmo, el circuito es muy recto, con continuos toboganes. Las bajadas y las glorietas intermedias las hago bien, los giros de los extremos con mucha prudencia, despacito y con buena letra, y en los pequeños repechos me quedo muy clavado, tengo menos potencia que un Seiscientos o un "cuatro latas".




video




A la ida veo los grandes y rápidos grupos que forman los buenos ciclistas, los cuales me empiezan a doblar antes de acabar la primera vuelta. Entre los máquinas que me  doblan y los que en bici me recuperan lo que les he sacado nadando y me adelantan veo más traseros que un asiento del metro o del autobús. Durante casi todo el sector de bici un chaval de cadetes, un veterano ya curtidito y yo nos adelantamos sucesivamente (ellos a mí en las subidas y yo a ellos en las bajadas). La ánecdota de la jornada se produce en la segunda vuelta: mientras me dobla/adelanta un grupo por la izquierda, trato de soltar mocos por la derecha, pero resulta que un "outsider" del grupo decide adelantarme por la derecha y se lo come enterito. Me da mucho apuro, le pido perdón a voces, no sé si me escuchó. En la tercera vuelta me alcanza Álvaro y ya hacemos lo que queda de recorrido hasta la meta junto con el veterano y otra mujer que alcanzamos al final. Mi parcial de bici es peor de lo esperado (casi 40 minutos), es lo que tengo que trabajar más porque es donde me he quedado más descolgado, pero ahora con la preparación del maratón la cogeré menos hasta marzo.



Salgo a correr después de una T2 medio presentable (1' 40"" : ¿por qué no nos dan ese dato en las clasificaciones?). Contaba con que Álvaro, mejor corredor que yo, me adelantara nada más salir, pero esta vez la lotería del flato le toca a él. Si ya en el Olímpico Pirata conseguí correr sin sufrirlo yo, en esta ocasión además tengo aún suficiente fuerza en las piernas para apretar un poco. Gracias a eso alcanzo al cadete del tramo de bici (se me escapó un poco en la última vuelta), adelanto a unos cuantos y me desdoblo de otros. Entre los pocos que me adelantan está Jesús, al que no había visto en la salida. En este tramo da tiempo a saludar a los conocidos y ver más o menos por donde andan y cómo van. También me da tiempo a saludar a Sonia, la novia de Óscar, que me saca esta foto. ¡Gracias, guapetona! La carrera a pie es el sector que mejor hice de los tres (22' 25") , me sirvió para mejorar el tiempo total de Sevilla aunque por menos de lo esperado (sólo un minuto): hice 1h 25' 11", cuando creía que me iba a acercar bastante más a 1h 20'.



Está claro que mi mejora ha sido pírrica, debido al despiste nadando y por la falta de fuerza en las subidas de la bici. Como aún me considero en fase de formación o aprendizaje, tomo nota para tratar de mejorar esos aspectos de cara a los triatlones del año que viene. Al no tener bici de montaña, la temporada de duatlón cross para mí de momento no cuenta, sólo me queda rematar el verano con la "carrerita" playera del Desafío Doñana para luego empezar el otoño con las medias maratones pero con una meta muy clara: LA MARATÓN.

25 comentarios:

Barroso dijo...

Esta bien Charlie ,pero el tio que se trago los mocos tuyo te esta buscando todavia,jajaja eso pasa por adelantar por la derecha, en fin charlie de lujo pisha ,saludos

Jose Prieto dijo...

Charlie algunas veces hay que dar un paso atrás para subir luego un buen escalón, considero que la carrera no te ha salido tan mal después de no haber entrenado suficientemente y ya sabes que a la competición mejor llegar con los musculos descansados pero ahora tienes otros buenos objetivos y fondo tienes para rato así que a por ese maratón. Por cierto no te animas al inferno Trail? , yo me quiero bautizar.
Saludos

Jose Prieto dijo...

Por cierto me uno a ese minuto de silencio....

Charlie dijo...

Para Barroso: son gajes del oficio, por otra parte su maniobra fue un poco peligrosa. Estuvo más o menos bien, ya se seguirá mejorando en los del año que viene, entre ellos el de Rota, ¡esta vez no se me escapa!

Un abrazo y hasta pronto.

Charlie dijo...

Para Jose: más que un paso atrás, considero que el paso adelante me ha cogido con el pie cambiado, y apenas he avanzado mediante un pequeño traspiés en vez de con una buena zancada. Otra vez será, no pasa nada, el año que viene tendré muchas más ocasiones.

Ahora, además de hacer un buen papel en el Desafío Doñana, toca empezar el plan de la maratón, tengo muchas ganas de ponerme manos a la obra. La Inferno Trail me tienta, pero aún no me he decidido, entre otras cuestiones está el asunto del hotel. Otra posibilidad es la Turtedania Trail, ya te iré comentando.

Me gusta el detalle de que te unas al minuto de silencio, es importante que seamos solidarios. Si todos nos tratáramos sin fronteras raciales, religiosas, culturales, etc., las guerras y los atentados pasarían a la historia, y acordarnos de otros deportistas malogrados siempre es de recibo.

Un abrazo y hasta la próxima.

Diego dijo...

También yo me uno a ese minuto. En la carrera de Chipiona tampoco se guardó.
Respecto a la prueba, tal y como tu dices, te pasaste de entrenamiento la semana previa, aún así intuyo que lo pasaste bien , y bajar más de un minuto no es ninguna tontería. Mi admiración por todo tu trabajo. ¿Nos vemos pronto en alguna carrerita?

Jesús dijo...

Charlie, guardo ese minuto de silencio tambien.......

Te doy la razón pareciamos patitos detrás de su madre, cuando me di cuenta cambie el rumbo pero la natación tendré que mejorarla para el año que viene. La bici me parecio el sector más duro porque en las cuestas me quedaba clavado, eso también habrá que mejorarlo. Hasta la carrera no te vi y la verdad que fue donde mejor me sentí llevando un buen ritmo.

Creo que es muy importante entrenar, pero también lo es la competición, donde se aprende muchísimo. En un triatlon donde hay tantos aspectos a tener en cuenta creo que será fácil mejorar con un poco de ensayo.

Pero como tu dices ahora comienza otra fase y si quieres preparar la Maraton te invito a pasarte por el parque de Miraflores donde hoy nos hemos juntado 34 atletas para hacer 8 series de 500m para terminar con un total de 15 km, ellos ya están comenzando la preparación de la media maraton y de la maraton de Sevilla, bueno lo dicho te espero por allí.

Enhorabuena por el triatlon acabado y saludos

Charlie dijo...

Para Diego: gracias también a ti por ese gesto simbólico. Es difícil conjugar el corto plazo (la prueba) con el largo (seguir entrenando para mejorar). Un minuto está bien, pero en las medias maratones he ido mejorando mi marca de forma más rápida. Mis entrenos son de mucho ruido y pocas nueces, quizás estoy sembrando y más adelante recogeré el fruto.

Después del Desafío Doñana y la Nocturna aún no tengo claro qué carreras haré, tengo varias alternativas posibles, ya iré poniéndolas arriba a la izquierda.

Un abrazo y hasta pronto.

Charlie dijo...

Para Jesús: gracias por unirte también a ese minuto solidario. Siempre se puede progresar en los tres sectores, y donde se está más flojo es donde hay que incidir más porque es donde el margen de mejora es mayor. Compitiendo en carrera ya tengo algo de experiencia, pero en triatlones aún estoy un poco pez (no nadando, precisamente, je,je).

Esta semana me toca descansar para antes del Desafío, y la que viene me imagino que estaré un poco "tocado", pero para la siguiente (la que coincide el viernes con la Nocturna) me pasaré alguna tarde por allí.

Un abrazo y hasta entonces.

Abuelo Runner dijo...

CHARLIE todo lo que te ocurrio, es simplemente gajes del oficio y te servira de experiencia para la proxima vez.
Hay que estar contento siempre que se finaliza una prueba de estas y pensar que la semana siguiente, puede uno seguir entrenando.. eso es pensar en positivo, que te hara mas fuerte de cara a preparar por ejemplo el maraton.
Un saludo maquina y hay que pensar siempre en positivo, otros igual no pudieron participar por una lesion.

Charlie dijo...

Para Maier: es así como me lo he tomado, pude participar en la prueba, acabarla y mejorar marca. Son tres buenas razones para estar contento. Pudo salir mejor, con lo que vaya aprendiendo y entrenando ya sseguiremos avanzando. Simplemente me gusta exigirme para no volverme conformista y apalancarme.

Ahora a correr a fondo, la maratón nos está esperando. Un abrazo.

Caxaira dijo...

Es verdad que nadie se acordó...pero tampoco fué mencionado,bueno más vale tarde que nunca!ssssshhh
Y ahora Felicidades Charlie,creo que a pesar de todo donde pierdes muchísimo tiempo es en las transiciones,piensa en que entre las dos te podrias haber ahorrado 3 minutos...buena carrera ambos disfrutamos mucho eh!!! no sabia que en el agua salimos juntos!!! Nos vemos el Sábado...bueno primero el Viernes por la tarde allí,nos llamamos ok! Saludos mákina!

Charlie dijo...

Para Manu: los minutos de silencio son pequeños detalles pero que dicen mucho si se hacen y no cuestan nada.

Es verdad que en las transiciones también puedo mejorar, sobre todo en la T1, con trimono y con las calas puestas en los pedales. Lo primero para el año que viene seguro, lo segundo tendré que probarlo mucho antes, no me veo haciendo el número de la cabra, je, je. En la T2 me estorbaron las dos bicis vecinas que estaban cruzadas y tuve que empujarlas para poder colocar la mía. Lo importante es disfrutar y aprender, aunque no me veo llegando a tus tiempos.

Nos vemos el viernes/tarde y el sábado, menos mal que parece que va a bajar un poco la calor. Un abrazo y hasta entonces.

davidp3 dijo...

Charlie estas echo un fiera. Después de la paliza de esa semana entrenado te haces una tri y mejoras tú marca, Que más se le puede pedir ?
Para el año que viene trimono si o si. Tenías más pinta de turista que de triatleta jejeje.
Todas estas palizas que te estas pegando te harán endurecerte de cara a la Maratón de Sevilla.

salu2 desde matraquilandia

Charlie dijo...

Para David: soy más paliza escribiendo que entrenando, los ritmos de los entrenamientos fueron más bien discretos. Si en el olímpico pirata hice 2h 45', dividiendo por la mitad y más fresco en la carrera me veía cerca de 1h 20'. Ya se conseguirá en otro el año que viene, no me cabe duda.

Con trimono estaré más "mono", pero para lucir "tipito" tampoco estaba mal el bañador negro, ¿no? :-D

Las verdaderas palizas de correr vendrán ahora, a partir de Octubre los domingos no bajarán de 20 Km. y los totales semanales de 40.

A ver si me decido y nos vemos en la Inferno Trail, un abrazo.

Anibal dijo...

De lujo la semana de entrenamiento y ese tri de Chiclana, pena que no tengas BTT por que el duatlon cross te pone bastane fuerte,y ahora son muchas pruebas las que se avecinan, sin ir mas lejos este finde tengo la du, de Los Palacios, en diciembre tenemos en Rota la duatlon pirata , ya te avisare con tiempo, y te busco una bici de montaña. Saludos campeon

Charlie dijo...

Para Anibal: gracias por tus ánimos, el problema con la BTT, además de rascarse otro poco el bolsillo, es la falta de sitio donde guardarla. Tengo ganas de probar los du cross y los tri cross: parte de la diversión del deporte para mí está en la variedad. Me parece bien la idea, lo vamos biendo. Un abrazo y hasta la próxima.

Ricardo Cabrera Cosano dijo...

Está de lujo, tío!!! Además, con el tema del trimono y tal habrías ganado algo de tiempo, así que sigue así!

Un abrazo!

Charlie dijo...

Para Ricardo: hombre, tanto como de lujo... Bien a secas, ya iremos mejorando poco a poco. Tranqui que no me he desanimado ni mucho menos, simplemente tengo claro que lo puedo hacer mejor.

Un barazo y hasta pronto.

Álvaro Sánchez dijo...

Buena semana Charlie! También tienes que tener en cuenta que fueron 900 metros de nado según comenta el Tricaletero, por lo que la mejora real es mayor. Yo estaba deseando llegar a la carrera pero por una conjunción de factores (flato, demasiado desgaste previo de entrenos, estreno de cordones elásticos demasiado apretados que me dejaron los pies dormidos...) no me fue bien. Estaré pendiente de que tal te va en Doñana. Nos vemos en la Nocturna. Un abrazo!

Charlie dijo...

Para Alvaro: la semana fue bien completita, la primera del año que no descanso ni un sólo día.

Es verdad qe la natación estaba un poco larga, pero también la bici y la carrera estaban un poco cortas. La única solución sería extrapolar los cálculos, o comparar sólo los triatlones de cada localidad de un año a otro. A veces ni eso sirve: en Sevilla este año cambiaron el circuito de bici, y en Chiclana el año pasado la natación fue más larga todavía, pero permitieron el neopreno.

Lo que me quedo es con las sensaciones: mejoré en natación el ritmo, pero se compensó con la mayor distancia. En la bici era más duro, y mis piernas no daban para subir en condiciones. En la carrera sí que mejoré claramente, en las transiciones sólo un poco mejor.

Gracias por tus ánimos para Doñana, espero cumplir con la foto premonitoria, je, je. Un abrazo.

Antonio Morales dijo...

Enhorabuena por la prueba, compañero. Si ya correr es algo medio serio, los que hacéis tri tenéis mi admiración.
Yo también te nimo a la Inferno...haré la media, porque promete ser "durilla" y no es plan de morir antes del maratón. Todavía no tengo claro si quedarme a dormir, así que hablamos más adelante.
¿Dariás recuerdos a las gaviotas de los Toruños de mi parte no?
Otro minuto de silencio.
Por último (esto parece una entrada): MUCHA SUERTE EN EL DESAFÍO!!!

Charlie dijo...

Para Antonio: gracias por los ánimos. Está bien hacer un tri y acabarlo, pero sé que puedo hacerlo mejor. Tiempo al tiempo.

La Inferno me atrae, y vais muchos conocidos. Inconvenientes: distancia y alojamiento. Si voy, ya que estoy allí, creo que me atrevería con la larga, pero sin marcarme objetivos de ritmo o tiempo, simplemente a disfrutarla.

Las gaviotas me preguntaron por ti, te están echando de menos, je, je. Gracias por unirte al minuto, y gracias tambien por desearme suerte para mi "paseíto playero". Anímate y vente a la Nocturna, es un espectáculo. Un abrazo y hasta pronto.

maratonman dijo...

Si has mejorado, que has mejorado da igual que sea por mucho o poco,lo importante es que sigues ahi progresando,dandole caña,dedicado casi como un profesional.
Un abrazo.

Charlie dijo...

Para Rafa: estoy de acuerdo en que mejorar siempre es bueno, aunque sea menos de lo esperado. La dedicación ha sido mucha durante las últimas semanas aprovechando las vacaciones, pero cuando trabajo entre semana me cuesta mucho encontrar los huecos para entrenar.

Suerte para Marbella, un abrazo.